Album: Britney Spears – Circus [Edición Especial] (2008)

Dicen que las rubias se divierten más. Y para regresar con gracia después de los escándalos, lo mejor es volver a los orígenes y divertirse en el proceso.

Originalmente publicado el 2 de mayo de 2009.

La llamada princesa del pop regresa para limpiar su imagen y darnos lo mejor que ha hecho en años: Cuando ves a Britney completamente llena de glamour en la portada del Circus, sabes que Britney está de vuelta (¿recuerdas Lucky?). Cuando escuchas el primer corte (Womanizer) te das cuenta de que Britney ha regresado (¿recuerdas Toxic?). Cuando ves el video de Womanizer te das cuenta que los años pasaron, que Britney hace muy bien cuál es su mejor versión y que la madurez la ha hecho mejor y más fuerte (¿recuerdas Stronger?).

Dejando atrás todos los remolinos en los que ha perdido hasta la cabellera (y que no son tema de conversación aquí, ya que son más hartantes que la presencia de una mosca volando encima de ti cuando intentas dormir), Brenda Lanzas ha logrado juntar a una cantidad importante de productores y gente que desde el primer día estuvieron a su lado para poder crear lo que el día de hoy, es uno de sus discos más vendidos, aún después de los casi 6 meses de su lanzamiento al día que se escribe este review.

La edición especial que analizamos el día de hoy y que recién salió para regocijo de los fanáticos de Brit, tiene 19 tracks, de los cuales 7 son nuevos y nos hacen pensar que el pop electrónico al cual le apuesta Britney en esta ocasión la va a llenar de millones de dólares y la continuidad en el medio, cosa que no había logrado desde hace más de un lustro, por lo menos musicalmente, porque por los anteriormente mencionados escándalos no paró de aparecer en los tabloides y programas de espectáculos.

Circus, el segundo corte y casualmente el segundo sencillo tiene mucho poder, y han circulado cientos de versiones dance que han hecho la delicia de las pistas de baile en los antros, haciendo que el disco ataque directo en la yugular de los fans, ya que en lugar de hacer un disco mas introspectivo como Blackout, Circus logra ser un disco muy fácil de digerir, aunque quizás en “Mmm Papi” y “Mannequin” se exagera y puede llegar a ser como aceite de ricino en medio de tanta miel.

Sus baladas (o cortes no dance) nos hacen recordar a Britney en sus primeros álbumes, por lo que también llega a ese público teen que espera de ella un reflejo de lo que viven, sienten o quieren vivir a esas edades, en lugar de cortes más densos en temática que tuvo el desatino de manejar en el pasado reciente. El arte del disco es maravilloso, Britney se ve hermosa y llena de glamour… y el mundo es un lugar mejor por tenerla viva y haciendo cosas buenas en lugar de haciendo lo que fuera que estuviera haciendo para descarrilarse a como diera lugar.

Lo que me desagrada es que el sonido tiene demasiada compresión dinámica. Es muy ruidoso y no se disfruta ni la voz, ni los overdubs, ni el track ni nada. Es como un guacamole acústico, pero con tomate. Debería ser perfecto, pero ese detalle lo hace “un pico de gallo más” (el guacamole no lleva tomate, el pico de gallo sí, ridículos).

Con respecto a los bonus tracks (Trouble, Quicksand y Rock Boy), no vemos nada nuevo en el horizonte y se nota el porque no entraron en el disco original, pero para aquellos fanáticos y coleccionistas compulsivos es un buen propósito para tener la reedición del disco, que es como la Stacy Malibú con sombrero nuevo (referencia Simpson, por si no entró). Igualmente posee un DVD con un documental de la grabación del álbum, una galería de fotos y la versión del director del clip “Womanizer”, suficiente material para tener a todos contentos.

Puedes considerar Circus si te gusta el pop, amas de Britney, el disfrutar del buen ritmo y como dicen por ahí “de matar el puerquito” con canciones que tienen bastante producción y subtexto… If U Seek Amy, you’ll know what I am talking about. Si no, puedes dejarlo pasar y buscar una 345a copia de The Wall para fumar pasto del polo norte mientras bebes cerveza artesanal en tarros de guano de murciélagos vírgenes o lo que sea que hagas.

Mientras tanto, seguiremos enamorándonos de lo increíble que eres, Britney. Te amamos con locura. Gracias por regresar.

Nota del Futuro (2020): En 2019, Jive y Legacy lanzaron el catálogo de Britney en vinyl, por lo que hay una edición limitada del álbum en transparente (5000 copias) y una exclusiva de Urban Outfitters con un swirl en blanco y dorado, que visualmente es muy bonito. 

 

Lerxst

 

Photo Credits: Kate Turning/Britney Spears

Album: Britney Spears - Circus

6.3

Canciones

7.5/10

Interpretación

7.0/10

Instrumentación

7.0/10

Producción

4.0/10

Empaque

6.0/10

Pros

  • Lo más sólido de Britney en algunos años de tropiezos de todo tipo.
  • Canciones pegajosas.
  • Buena producción.
  • El arte y la fotografía son increíblemente bien logradas.

Cons

  • El sonido está demasiado comprimido. Odio eso.
  • La música llega a ser monótona. Los bonus tracks son prescindibles.
  • Demasiados temas. Incluso en el disco original.

Lerxst

Lersxt nace hace muchos años en una tierra lejana. Actualmente busca la cura para el COVID-19 autotosiéndose. Se dice que disfruta de todo tipo de música, especializándose en cosas raras, viejas y poco comunes. En sus ratos libres hace cosas como la NaTA.

error: Copyright © 2008-2020 NaTA. Todos los derechos reservados.