Album: Gorillaz – Song Machine, Season One: Strange Timez (2020)

Después de meses de anticipación y de años de espera por el regreso de Gorillaz (lo cual explico a continuación), al fin el 2020 nos entrega algo bueno, el Song Machine, Season One; una colección de singles que terminaron formando uno de los álbumes que indudablemente terminará en las listas de “Lo mejor del 2020” en todos lados.

Cuando inició la década de los 2010’s, el mundo le pertenecía a 2-D, Murdoc, Russel y Noodle y parecía que este dominio sería contundente cuando lanzaron “Plastic Beach” y a los meses “The Fall”, un álbum que llegó de sorpresa  para todos. Luego en 2012 sacaron un increíble pincelazo de creatividad y originalidad con “DoYaThing”, la cual realizaron para Converse con James Murphy (el cantante de LCD Soundsystem) y André 3000 (de Outkast), pero en ese mismo año, Albarn y Hewlett se habían peleado, y los futuros proyectos de Gorillaz parecían “improbables”, debido a la creencia por parte de Hewlett que sus contribuciones a Gorillaz estaban siendo disminuidas ya que la parte musical por parte de Albarn tenía cada vez más y más miembros en el escenario y las partes visuales a cargo de Jamie parecían ser cada vez menores e incluso sentía que había cada vez menos área en las pantallas del escenario para mostrar su banda virtual.

Y llegó el silencio. Damon se reunió con Blur y el proyecto de Gorillaz se quedó estancado.

Afortunadamente ambas partes cedieron y para finales de 2015, un nuevo álbum de la banda estaba siendo preparado por ambos frentes. Se preparó una línea de tiempo virtual con toda la historia de la banda, se crearon conceptos nuevos y para 2017 se dió el esperadísimo regreso de la banda virtual con un disco llamado “Humanz”. Desgraciadamente, el álbum no dió el ancho y fue criticado por la cantidad ridícula de colaboraciones innecesarias que tenía, por lo que mientras se encontraba la banda en medio del Humanz Tour a finales de 2017, se grabó un álbum sobre la marcha, para tener más material para tocar en esa misma gira. Entonces, el 29 de junio de 2018 salió “The Now Now”, que igualmente carece del carisma que Gorillaz tenía hasta antes del descanso de 5 años, un efecto similar a lo presentado en The Fall.

Y llegó el 2020. Un año en el que la gran mayoría hemos tenido que cambiar nuestras formas de vivir el día a día y, en caso de los músicos, se produjo la cancelación de toda la vorágine que ya se tenía planeada, y llega el momento de intentar ser creativos de nuevo en el encierro. Así que Damon, Jamie y compañía se dieron a la tarea de hacer un álbum que volviera a tener a los Gorillaz en el lugar que les corresponde, y afortunadamente llegaron a lograr una idea increíble: crear singles cada mes, justificar nuevo contenido con colabraciones como en Humanz, pero también dando espacio para respirar un poco y dedicarle el tiempo necesario para hacer música de calidad, ya que no se podía hacer otra cosa. Y entonces, cada mes salía una nueva canción acompañada de un nuevo videoclip que nos dieron esperanzas en que se podría dar forma a un álbum que diera redención al proyecto… y al fin lo lograron.

Este es un álbum divertido, lleno de ritmo, muy bien hecho, creativo, perfectamente interpretado, con estrellas invitadas de calidad superior que aportan la base necesaria para tener un disco muy bien logrado: ¿Robert Smith? ¿Beck? ¿ELTON?. Si, mil veces si a todo. Y no es sólo por los nombres, las participaciones les quedan como anillo al dedo a sus registros, su background y su instrumento con el que aportan su arte al colectivo. Obviamente no es un álbum conceptual como “Plastic Beach” y probablemente quede después de “Demon Days” en el Top 3 del mejor trabajo hecho por la banda, pero el simple hecho de meterse en el Top 3, lo hace simplemente digno para disfrutarse.

El álbum arranca con el tema más compartido y que más movimiento tuvo en redes sociales: Strange Timez, con Robert Smith y no puedo decir que no existe un mejor tema para abrir el disco. Ya que a pesar de no ser el mejor tema del disco, funciona como un buen Vermouth, o un rico Campari: tonificante y refrescante, puesto ahí para abrirte el apetito para recibir los sabores que vienen después con The Valley Of The Pagans, un tema electrónico a cargo de Beck y Gorillaz que es una maldita maravilla. Y no terminas de tomar aire cuando The Lost Chord (a cargo de Leee John) llega a satisfacerte un poco más, este tema simplemente terminará volviéndose un clásico instantáneo en el repertorio de la banda y punto. Pac-Man es otro de los temas que tanto visualmente como auditivamente me agradó más al ser lanzado como sencillo y probablemente hasta aquí, tenemos una de las mejores secciones en conjunto de cualquier álbum de Gorillaz, no se acerca al inicio de los dos primeros álbumes de estudio de la banda, pero como les decía, es un digno tercer puesto.

Y como no se puede mantener el mismo nivel todo el tiempo, tenemos a Chalk Tablet Towers, que es uno de los temas más débiles del disco el cual llega a poner un poco de hielo en nuestro cerebro. Ojo, no es un tema malo ni de broma, de hecho supera a lo hecho en The Fall, Humanz o The Now Now, pero en ESTE caso, es el nueve en la boleta llena de dieces que baja el promedio final.

Como verán, igual me tomé este párrafo de separación por que por fin llega el plato fuerte. El aperitivo y la sopa, aunque fueron maravillosos y los bocadillos intermedios no fueron tan malos, venimos a consumir aquí por la especialidad de la casa: The Pink Phantom. Uno de los mejores tracks lanzados en 2020, una canción perfectamente ejecutada, una voz de Elton que parece ser tan jovial que sale de los 70’s y en ocasiones suena tan tranquila y enérgica como en mediados de los 90’s. Una maldita maravilla y una maldita locura. Y al lado, tenemos el extraordinario Aries con una guitarra fenomenal y un ritmo muy muy bueno.

Y entonces la segunda ronda de bocadillos antes del postre: Friday 13th. Sin duda uno de los tracks más débiles del álbum. Incluso puedo decir que parece sacado de Humanz, y aunque a mi particularmente no me parece un mal tema, habrá gente que no pueda caer en cuenta que esto forma parte del disco, por que no se siente la vibra “característica” de la banda y es ahí donde puede radicar su encanto. Es como un polvorón relleno de gusanos de maguey y bañado en salsa de 6 chiles… no es para todos, pero se entiende el concepto.

Dead Butterflies tiene un inicio bizarro, pero Damon se saca una interpretación tremenda y su ritmo es inmenso. Uno de esos tracks que te hace sentir extraño al inicio pero que te termina gustando, como aquella bebida de frutas que jamás en tu vida habías escuchado, mezcladas con menta y servidas con una ciruela en un sombrero de hombre.

Lo logramos, llegamos al postre. Otra de las canciones que mejor suenan en Song Machine: Désolé. Tiene un ritmo y una estructura que te deja perdido en altamar, quizás el otro punto más alto del disco y desde ahí arriba puedes ver al 2001 y al 2005, donde se encuentran los picos más altos de Gorillaz y Demon Days. Así de bueno es. Puntos a Fatoumata Diawara y su voz que saca sin esfuerzo alguno, pinches WOW.

Momentary Bliss es la cereza del pastel. Lo último que queda de ese delicioso manjar musical que nos reventamos. El resto de los temas son el digestivo, no están de más, pero tampoco están de menos. El álbum original termina en Momentary Bliss, así que como bonus tracks, sólo suman y no rompen en lo absoluto el trabajo del grupo.

Tuvo momentos raros, pero no son malos, simplemente no estamos acostumbrados a esas combinaciones y probablemente en unos años terminarán siendo imitados tanto que terminarán por ser algo perfectamente normal.

Pero es un material inmenso, el mejor álbum que hayan sacado desde Plastic Beach, y a pesar de no haber sido concebido como un álbum, sino como una colección de singles, es una verdadera locura, una maldita maravilla y una experiencia gourmet de 3 Estrellas Michelin en formato auditivo. Cocina de calidad.

 

Lerxst

Album: Gorillaz - Song Machine, Season One: Strange Timez

9.4

Tracks

9.5/10

Interpretación

9.5/10

Instrumentación

9.5/10

Producción

9.5/10

Replay Value

9.0/10

Pros

  • El regreso de Gorillaz. Una colección de temas que no deja a nadie insatisfecho. Una verdadera máquina de canciones.
  • El arte, el empaque, los videos y las colaboraciones son increíbles.
  • Hay pressings de edición limitada para todos los gustos y bolsillos.

Cons

  • No mucho, no se puede criticar este esfuerzo hecho en una pandemia, con artistas de primer nivel y con música y videos de calidad.

Lerxst

Lersxt nace hace muchos años en una tierra lejana. Actualmente busca la cura para el COVID-19 autotosiéndose. Se dice que disfruta de todo tipo de música, especializándose en cosas raras, viejas y poco comunes. En sus ratos libres hace cosas como la NaTA.

error: Copyright © 2008-2020 NaTA. Todos los derechos reservados.